Más+//Salud

Hay subregistro de bebés prematuros en Hospitales Estatales

Los bebés prematuros que sobreviven pueden sufrir limitantes en su funcionamiento biológico durante toda su vida, incluso relacionadas con el aprendizaje

En entrevista con el Dr. Julio César González Herrerías, médico pediatra neonatálogo en el hospital No. 15 de Gineco-Obstetricia, habló de los riesgos y cuidados que requieren los neonatos prematuros para salvar sus vidas y ayudarles a desarrollar un sistema imunológico, respiratorio y digestivo; así como la ayuda que se les brinda para que regulen la temperatura.

El Dr. González Herrerías, explicó que los bebés prematuros nacen por diferentes situaciones, aunque principalmente se debe a problemas como el consumo de el tabaco, alcohol o drogas de tipo recreativas durante el embarazo, pero también se da por enfermedades de las mamás, como la presión alta o la preclamsia severa, diabetes e infecciones durante el embarazo.

En el caso de México, que es un país en vías de desarrollo se dan 11 nacimientos de bebés prematuros por cada 10 mil nacimientos, en tanto que en el caso de Chihuahua se encuentra dentro de la media nacional que son 8 neonatos prematuros por 10 mil nacimientos.

A nivel Estatal, no existe una estadística de bebés prematuros, ya que cada unidad tiene una estadística diferente, el IMSS tiene uno diferente que el Hospital Infantil, además de que los bebés a veces nacen en un hospital y son trasladados a otros para ser atendidos y es por ello que existe un subregistro donde los datos son inexactos, mencionó el Dr. González.

La interacción de las madres con los bebés ayuda a que se estabilicen, siempre y cuando no se encuentra con medicamentos por problemas de corazón

bebes prematuros
Técnica: Mamá canguro

El Dr. González, dijo que la interacción de las mamás y papás de los pacientes se hace a través de la técnica mamá canguro, sirve para la regulación de temperatura, en cuanto a la interacción de las madres ayuda a estabilizar a los bebés, siempre y cuando este no se encuentre con medicamentos para el corazón.

En tanto que los criterios para la alta de un bebé prematuro se debe tomar en cuenta el peso mínimo de mil 800 kg, además de regular su temperatura sin ayuda, que succione y respire adecuadamente, por otra parte se tiene que asegurar que no tenga alguna infección.

Según la Organización Mundial de Salud, a nivel mundial, cada año nacen 15 millones de bebés prematuros, es decir que de cada 10 nacimientos nace más de un bebé prematuro, así mismo cada año mueren más de un millón de niñas y niños debido a complicaciones en el parto.

Por otra parte, la OMS establece que los bebés prematuros que sobreviven sufren algún tipo de discapacidad en toda su vida, la cual está relacionada con el aprendizaje, problemas visuales y auditivos.

 

¿A quiénes se les denomina como bebés prematuros?

Un neonato que nace con menos de 37 semanas se le denomina como bebe prematuro; sin embargo, existe una subclasificación, que se divide en bebés prematuros y tardíos que son los que nacen con 34 o 36.6 semanas. Los prematuros tempranos en esta clasificación son menores de 34 semanas y dependiendo de ello se les puede clasificar de bajo peso o muy bajo peso. Lo anterior tomando en consideración que un embarazo normal tarda entre 38 y 40 semanas.

Los bebés menores de 28 semanas son los más propensos a no sobrevivir, ya que tienen una probabilidad del 60% de vivir, es por ello que requieren cuidados especiales con ayuda de equipos especializados.

Las niñas y niños en esta situación presentan problemas de inmadurez del pulmón, inmunológicos, en la piel la cual tiene un efecto en su regulación de temperatura y la inmadurez en el sistema digestivo, por eso su alimentación es de muy poca cantidad y va aumentando de manera gradual.

Uno de los grandes problemas que presentan es en las vías respiratorias, en este caso se atiende de manera inmediata la deficiencia de la sustancia llamada sulfactante, la cual se le aplica al momento en que nace para que pueda respirar y también se analiza si necesita ventilación mecánica o no, señaló el Dr. González.

La ventilación mecánica en neonatos se refiere a la incorporación de técnicas novedosas, como el óxido nítrico, oxigenación extracorpórea por membrana las cuales han cambiado el tratamiento que se da en las fallas del sistema respiratoria.

Para la alimentación de bebés prematuros se recurre a la ayuda de sondas orogástricas ¿Qué son?

Por otra parte el cuidado a los neonatos depende, en el caso de niñas o niños con dificultades respiratorias y con muy bajo peso, de una terapia intensiva neonatal. En el caso de los bebés prematuros tardíos que son niños con dificultad de succionar, problemas de azúcar, se ponen amarillos y tienen problemas para regular la temperatura, se pasan a un cunero a una terapia intermedia o cunero patológico, en ese sentido a estos niños se les da oportunidad de que vayan corrigiendo poco a poco la situación que tienen.

Regresando, al tema de niñas y niños faltantes de leucina (un aminoácido que sirve para sintetizar proteínas), requieren terapia intensiva y vigilancia las 24 horas, además de la atención médica, de enfermería continua y la atención de biomédicos, es decir el cuidado de un equipo multidiplicinario.

El equipo que se emplea para el cuidado de neonatales prematuros, requiere de incubadora la cual les ayuda a regular la temperatura para que haya una menor pérdida de líquidos, para que la piel no se deshidrate, un ventilador mecánico, más el medicamento de acuerdo a las causas.

Sonda orogástrica
imagen: hamilton-medical.com

En cuanto a la alimentación, se les ponen sondas orogástricas. Esta la técnica consiste en la introducción de un tubo flexible al estómago del paciente a través de la boca.

Asimismo, otra de las formas empleadas para la alimentación es la leche de la mamá y cuando esto es imposible se recurre a las fórmulas para prematuros, esperando que su intestino empiece a aceptar los alimentos.

Como ya se mencionó anteriormente la cantidad de alimento aumenta gradualmente, a los neonatos se les pone una alimentación parenteral, dicha nutrición ayuda a que él bebé reciba todos los nutrientes que necesita a través de las vías intravenosas, para ello se aplica un catéter central.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *