Bienvenida a nuestro portal: contenido diario, auténtico e imparcial
 

Rascón Banda causa dolor y reflexión con su obra: Víctor Carpinteiro

Para el país las personas creadoras a partir del arte llevan un recuento, un inventario de lo que ocurre, eso fue Víctor Hugo Rascón Banda para el actor Víctor Carpinteiro, un testigo con un sentido muy crítico y fuerte desde la visión de un dramaturgo.

El actor recuerda al dramaturgo chihuahuense como un hombre muy generoso, quien siempre trataba de ayudar a las demás personas. Señaló que su generosidad se hacía presente desde el momento en que habría las puertas de sus hogares u oficinas, aun cuando tenía puestos importantes.

“Cuando Víctor Hugo Rascón Banda fallece, de pronto la cultura y el teatro nos quedamos cojos, sin una dirección, y es cuando se extrañan a personas como él”. –Víctor Carpinteiro.

Fue una figura que gustaba de compartir y de comprometerse con las causas, a nivel político, cultural y humano. Por esa razón quienes lo conocían buscaban en él un apoyo moral.

Y a pesar del dolor que causan sus críticas, éstas tienen la virtud de hacerte reflexionar acerca de que seguimos atorados, menciona. Desde su dramaturgia se tiene una visión descarnada de lo que somos como parte de México, temas que siguen vigentes.

La primera vez que Víctor Carpinteiro conoció a Víctor Hugo Rascón Banda fue en 1984, en la Universidad Veracruzana, cuando presentaron “Máscara contra cabellera”, del dramaturgo chihuahuense, para la titulación de la carrera de Teatro.

Su primera impresión fue de un hombre sencillo, honesto, abierto y con una amplia capacidad para compartir su trabajo como dramaturgo. Aquel primer acercamiento la califica como una experiencia inolvidable.

Con los años llegaron otras representaciones de las obras de Rascón Banda, que abordó como actor: “Fugitivos”, “La malinche”, “La mujer que cayó del cielo” y “El deseo”.

Ésta última fue una deuda de Rascón Banda hacia Víctor Carpinteiro. A pesar de que fue el último año de vida del dramaturgo, sabía que se la debía al actor y cumplió. Y fue un gran éxito, “en ese momento de la vida nos vino bien montarla”.

Una de las situaciones muy memorables que recuerda es que Rascón Banda fue elegido por la Unesco para escribir y leer en París el discurso del Día Mundial del Teatro. El segundo escritor latinoamericano en recibir tal honor, lo cual significó mucho para México.

Aquella vivencia fue una de las más fuertes que vivió Víctor Carpinteiro al lado del dramaturgo, y aunque fue muy significativo acompañarlo a leer el texto, también representó un momento muy doloroso ya que estaban casi despidiéndose de él en un país como Francia.

Aseguró que todas las personas que conocieron a Víctor Hugo y siguen creyendo en su obra, continúan de una manera u otra expandiendo su labor, manteniendo viva su memoria. Y les corresponde darlo a conocer, enseñar sus cuentos y novelas, no sólo por él sino por las generaciones presentes, quienes merecen reconocer que ha habido gente comprometida con su país.

Además, con la obra de Víctor Hugo, dijo, se puede ver lo que implica ser un creador, él es un antecedente fuerte e importante, y por su parte se dedica a que sus estudiantes trabajen sus textos, para que lo conozcan y tengan firmes referentes.

Jornadas Rasconbandianas, una manera de perpetuar su labor: Víctor Carpinteiro.

Ahora las Jornadas Rasconbandianas llegarán a cada lugar donde alguna vez se leyeron los textos del dramaturgo. En 2020 el programa virtual será acompañado por la Compañía Nacional de Teatro. Más información en esta página: http://www.rasconbanda.art/vida/

No comments

LEAVE A COMMENT