Bienvenida a nuestro portal: contenido diario, auténtico e imparcial
 

Autocensura, ¿cada cuándo evitas decir tus pensamientos por miedo?

Alguna vez todos nos hemos detenido al hablar para evitar alguna pelea o el choque de ideas con otras personas, a esto se le llama autocensura, que es cuando elegimos no decir o compartir nuestras opiniones por miedo a las consecuencias que esto pudiera llegar a tener, es bloquear nuestra libertad personal.

Hay temas que pensamos mejor mejor no mencionar porque se puede crear un choque de ideas con las personas con las cuales compartamos nuestros pensamientos, como pueden ser la religión, el aborto, matrimonio igualitario, política, feminismo, entre otros más.

Nos autocensuramos para evitar las consecuencias de nuestras ideas.

Muchas veces, cuando conversamos con alguien, estas personas, a favor o en contra, pueden llegar a tener unas actitudes un poco groseras si alguien opina diferente a ellas. A veces hace falta un poco más de empatía respecto a ciertos temas, donde por ejemplo gente religiosa se molesta por los matrimonios igualitarios o el aborto; o quienes están a favor de esto se molestan por actividades de la religión e inclusive por la misma idea de tener alguna. Aunque no se da en todos los casos y puede haber excepciones.

La autocensura la mayoría de las veces es totalmente consciente y la ponemos en práctica entre amistades, familia o parejas, con la idea de llevar una relación más sana, ya que en ocasiones el dar tu opinión puede llegar a quebrar un poco los lazos afectivos.

Uno de los casos es lo que vemos ahora con las feministas que asisten a las marchas. Muchos de mis contactos de Facebook estuvieron en contra del “vandalismo” ocasionado por esto y les decían “feminazis”, y a quienes opinaran al contrario de ellos simplemente los borraban de Facebook, por lo que otras personas decidían autocensurarse y no decir si estaban o no en contra de esto, solo por hecho de evitarse alguna discusión con sus amistades que estaban llegando a ese punto.

Y tal vez a ti te ha pasado tener algún familiar con mucho apego a la religión, con quien decidimos no hablar sobre sus creencias, porque puede que tú tengas un pensamiento diferente, ya seas de otra religión, estar en contra de la suya o simplemente no ser creyente, es ahí cuando volvemos a autocensurarnos.

El aborto es un tema también muy controversial, que puede causar peleas, problemas o hasta que alguien nos deje de hablar. En mi caso mi pareja y yo tenemos ideas encontradas con esto, por lo que las veces que hablamos de ello terminamos en alguna discusión. Es así como decidimos mejor no hablar entre nosotros de eso, para llevar una relación más tranquila y dejar de pelear.

Intentemos dejar la autocensura

En lo personal no se me hace justo que tengamos que limitar nuestros pensamientos para evitar conflictos con alguien, ya que realmente todas las personas somos libres de expresar lo que pensamos, siempre y cuando no dañemos o insultemos las ideas de los demás.

Aunque en ocasiones queramos evitar peleas, es bueno escuchar los otros puntos de vista para aprender el porqué defienden su idea, pero siempre haciéndolo de una manera pacífica sin llegar a gritar. Cada persona es un mundo y es bueno conocerlos.

Written by
No comments

LEAVE A COMMENT