Bienvenida a nuestro portal: contenido diario, auténtico e imparcial
 

Pese a órdenes de aprehensión y sentencia de ONU, Lydia Cacho sufre nueva agresión

Lydia Cacho, periodista y defensora de derechos humanos, sufrió de nuevo de lo que se cree son actos de represalias por su trabajo de investigación sobre la pederastia en México. Anteriormente, en 2005, Lydia padeció torturas y violaciones a sus derechos humanos por parte de un grupo criminal, el cual se cree fue encabezado por altos funcionarios y empresarios reconocidos.

El domingo 21 de julio dos personas desconocidas ingresaron al domicilio de Lydia Cacho, cortaron los cables de las cámaras de seguridad y alarmas, y robaron varios documentos periodísticos, grabaciones y tarjetas de memoria sobre sus investigaciones. También envenenaron a una de sus perras y asesinaron al otro canino encargado de cuidar la casa.

Por más que lo intenten no dejaré de investigar. El miedo no colonizará mi espíritu. Soy periodista, soy feminista y defensora de el poder conlleva responsabilidad social. A los que me amenazan les digo:

escribió Lydia Cacho en su cuenta de Twitter

 

Lydia publicó un libro en 2004, con el título “Los demonios del Edén”, en el que se revela toda la verdad sobre la pornografía y prostitución infantil en los estados de Puebla y Quintana Roo. Asimismo, se mencionan varios nombres de responsables, altos funcionarios públicos y grandes empresarios que se encuentran detrás del caso.

El pasado 11 de abril de 2019, se expidió una orden de aprehensión por parte de la Fedale (Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos cometidos contra la Libertad de Expresión) en contra Mario Marín Torres, ex gobernador de Puebla, también conocido también como el Góber Precioso; Kamel Nacif, Juan Sánchez Moreno y Hugo Adolfo Karam también cuentan con órdenes de arresto, quienes aparecen nombrados en el libro antes mencionado, por su presunta participación en el secuestro y tortura de la periodista en 2005.

Sin embargo, se presentó una solicitud de amparo en contra de la orden de aprehensión de los cuatro involucrados el 22 de abril, once días después de la expedición de la orden.

El delegado de la Fiscalía General de la República en Puebla, Julio César Ulises Chávez, dijo que hasta el momento no cuentan con intervención en la orden de aprehensión contra el exgobernador y otras tres personas que se expidió por el delito de tortura contra la periodista Lydia Cacho.

La PGR ha estado realizando varios cateos a domicilios en la ciudad de Puebla en busca de Mario Marín y Kamel Nacif, de este último se especula que se resguarda en El Líbano y el Gobierno mexicano realiza trámites para solicitar su extradición. Por lo que la Interpol emitió lo que es llamada la “ficha roja”, no obstante, siguen prófugos de la justicia.

La CDH (Comité de Derechos Humanos) de la ONU (Organización de las Naciones Unidas), expuso a México como responsable por la violación a los derechos humanos de Lydia y la falta de prontitud en la investigación de los delitos cometidos.

La ciudadanía exigió en redes sociales la resolución del caso y captura de los responsables, y recalcaron que no se permitirá más la intimidación a periodistas por ejercer e informar verídicamente a la sociedad. Éste es sólo un ejemplo de lo que activistas sufren en nuestro país.

La Presidencia de la República revindicó que no se permitirá la impunidad en el caso y condenó la agresión que sucedió el fin de semana en la morada de la periodista.

Firma la petición en Change.org en apoyo a Lydia Cacho

El 22 de julio de 2019 se subió al sitio Change.org una petición titulada “Concretar orden de aprehensión de Mario Marín por el caso Lydia Cacho”, en donde se expone de la reciente agresión y allanamiento contra la periodista, y se pide una firma para exigir justicia y reclamar el cumplimiento de la ley en contra del exgobernador Marín.

Written by

LEAVE A COMMENT